Capítulo IV

De las Concesiones Forestales con Fines Maderables

Subcapítulo 1

Disposiciones generales

            Artículo 80.- Exploración y evaluación de recursos forestales

            La exploración y evaluación de los recursos forestales la efectúa el INRENA, directamente o a través de personas jurídicas acreditadas para tales fines, dentro del proceso de ordenamiento forestal, para determinar el potencial de las unidades de bosque calificados como de producción permanente que se pondrán a disposición de los interesados mediante los procesos de subasta o concurso público, para las concesiones forestales con fines maderables.

            80.1 Control de la ejecución de estudios

            El INRENA controla la ejecución de los estudios encargados a terceros, de acuerdo al plan de trabajo aprobado y los términos del contrato respectivo.

            En caso de constatar un retraso en la ejecución del plan de trabajo, se notifica al ejecutor del estudio otorgándole un plazo prudencial para que active sus trabajos.

            Artículo 81.- Trochas de muestreo y muestras de productos forestales

            Para la ejecución de las labores de exploración y evaluación de recursos forestales, encargadas por el INRENA, el contratado puede efectuar la apertura de trochas de muestreo, así como extraer, libre de todo pago, muestras de productos forestales con el único fin de realizar los trabajos, según las estipulaciones del contrato.

            Para el traslado de estas muestras, el contratado debe recabar previamente la guía de transporte forestal.

            Artículo 82.- Estudios por los interesados

            El INRENA puede autorizar, a personas naturales y jurídicas interesadas en acceder a concesiones forestales maderables, a realizar estudios dentro de los bosques de producción, con la finalidad de mejorar su información sobre el potencial productivo del área y sus posibles usos complementarios.

            Artículo 83.- Modalidades de concesiones forestales con fines maderables

            Las concesiones forestales con fines maderables son otorgadas por el INRENA al sector privado, para el aprovechamiento de los recursos forestales mediante planes de manejo sostenible, por el plazo de hasta cuarenta (40) años renovables, en los bosques de producción permanente, de acuerdo al detalle siguiente:

            a. Concesiones en unidades de aprovechamiento forestal maderable de diez mil (10 000) a cuarenta mil (40 000) hectáreas.

            b. Concesiones en unidades de aprovechamiento forestal maderable de cinco mil (5 000) hasta diez mil (10 000) hectáreas.

            Las concesiones forestales con fines maderables se otorgan a exclusividad no pudiendo la autoridad otorgar otras concesiones, permisos o autorizaciones sobre la misma área, a terceros.

            Artículo 84.- Aprobación de los Planes de Manejo

            Los planes de manejo de las concesiones forestales con fines maderables son aprobados por el INRENA y se ciñen a los términos de referencia aprobados por dicha entidad.

            Artículo 85.- Condiciones para suscripción de contratos de concesión

            Son condiciones para la suscripción de los contratos de concesión las siguientes:

            a. Haber obtenido la buena pro en la subasta pública o concurso público, según corresponda;

            b. Presentación de la fianza bancaria en los términos y condiciones establecidos en el Artículo 13 de la Ley, para el caso de concesiones de unidades de aprovechamiento de diez mil (10 000) a cuarenta mil (40 000) hectáreas;

            c. Pago del derecho anual de aprovechamiento; y, (*)

(*) Inciso modificado por el Artículo 4 del Decreto Supremo N° 012-2003-AG, publicado el 16-04-2003, cuyo texto es el siguiente:

            “c. pago del porcentaje que se establezca del derecho anual de aprovechamiento; y,”

            d. Otras establecidas en las bases del correspondientes.

            Artículo 86.- Plazos para elaboración de planes e inicio de actividades

            Una vez suscrito el contrato de concesión, el titular de la concesión tiene un plazo hasta de 12 (doce) meses para la elaboración del Plan General de Manejo Forestal y el Plan Operativo Anual (POA) para el primer año de operación; y, un plazo hasta de doce (12) meses para el inicio de las actividades de manejo y aprovechamiento forestal una vez aprobados los respectivos planes.

            El INRENA aprueba los referidos planes, dentro del plazo de noventa (90) días de su presentación. En caso de que el INRENA formule observaciones, el titular de la concesión tiene un plazo de treinta (30) días para subsanarlas.(*)

(*) Artículo modificado por el Artículo 2 del Decreto Supremo Nº 019-2002-AG publicado el 21-02-2002, cuyo texto es el siguiente:

            “Artículo 86.- Plazos para la elaboración de planes e inicio de actividades

            Una vez suscrito el contrato de concesión, el titular de la concesión tiene un plazo hasta de doce (12) meses para la elaboración del Plan General de Manejo Forestal y el Plan Operativo Anual (POA) para el primer año de operación; y, un plazo hasta de doce (12) meses para el inicio de las actividades de manejo y aprovechamiento forestal una vez aprobados los respectivos planes.

            El INRENA aprueba los referidos planes, dentro del plazo de noventa (90) días de su presentación. En caso de que el INRENA formule observaciones, el titular de la concesión tiene un plazo de hasta treinta (30) días para subsanarlas.

            Por excepción y por única vez para la zafra 2002, el titular de la concesión forestal con fines maderables, podrá iniciar el aprovechamiento forestal en una superficie máxima de hasta un veinteavo (1/20) del área de la concesión previa presentación y aprobación de un Plan de Manejo Forestal para la Zafra 2002 de acuerdo a los términos de referencia que para dicho efecto establezca el INRENA. Dicho plan de manejo será presentado dentro de los noventa (90) días siguientes a la suscripción del contrato.

            Dentro de los doce (12) meses de suscrito el contrato, el titular de la concesión forestal con fines maderables a que se refiere el párrafo anterior, deberá presentar el Plan General de Manejo Forestal y el Plan Operativo Anual para el segundo año operativo, de acuerdo a los términos de referencia establecidos para dichos planes, como requisito para poder continuar con sus operaciones.” (*)

(*) Artículo modificado por el Artículo 1 del Decreto Supremo N° 048-2002-AG, publicado el 26-07-2002, cuyo texto es el siguiente:

            “Artículo 86.- Plazos para la elaboración de planes e inicio de actividades

            Una vez suscrito el contrato de concesión, el titular de la concesión tiene un plazo hasta de doce (12) meses para la elaboración del Plan General de Manejo Forestal y el Plan Operativo Anual (POA) para el primer año de operación; y, un plazo hasta de doce (12) meses para el inicio de las actividades de manejo y aprovechamiento forestal una vez aprobados los respectivos planes.

            El INRENA aprueba los referidos planes, dentro del plazo de noventa (90) días de su presentación. En caso que el INRENA formule observaciones, el titular de la concesión tiene un plazo de treinta (30) días para subsanarlas.” (*)

(*) Artículo modificado por el Artículo 6 del Decreto Supremo N° 012-2003-AG, publicado el 16-04-2003, cuyo texto es el siguiente:

            “Artículo 86.- Plazos para la elaboración de planes e inicio de actividades

            Una vez suscrito el contrato de concesión, el titular de la concesión tiene un plazo hasta de doce (12) meses para la elaboración del Plan General de Manejo Forestal y el Plan Operativo Anual (POA) para el primer año de operación; y, un plazo hasta de doce (12) meses para el inicio de las actividades de manejo y aprovechamiento forestal una vez aprobados los respectivos planes.

            El INRENA aprueba los referidos planes, dentro del plazo de noventa (90) días de su presentación. En caso que el INRENA formule observaciones, el titular de la concesión tiene un plazo de treinta (30) días para subsanarlas.

            Excepcionalmente, el INRENA podrá disponer el inicio del aprovechamiento forestal para el primer año de vigencia de la concesión, de conformidad a los términos de referencia que para tal efecto establezca mediante resolución jefatural.” (*)

(*) Artículo modificado por el Artículo 2 del Decreto Supremo N° 033-2003-AG, publicado el 06-09-2003, cuyo texto es el siguiente:

            “Artículo 86.- Plazos para la elaboración de planes y régimen para el inicio de actividades

            El Plan General de Manejo Forestal (PGMF) y el Plan Operativo Anual (POA) se presentarán hasta noventa (90) días calendario antes de la culminación de la primera zafra que se inicie durante la vigencia del contrato de concesión. Para tal efecto, el INRENA determinará mediante Resolución Jefatural, el inicio y término de la zafra que corresponda a la zona del bosque de producción permanente donde se hayan otorgado concesiones, atendiendo a sus particularidades. La duración de la zafra es de trescientos sesenta y cinco (365) días calendario.

            El concesionario deberá iniciar las actividades de manejo y aprovechamiento forestal de conformidad a los planes aprobados, al inicio de la segunda zafra.

            El INRENA aprueba el PGMF y el POA, dentro del plazo de noventa (90) días calendario de su presentación. En caso que el INRENA formule observaciones, el titular de la concesión tiene un plazo de hasta treinta (30) días calendario para subsanarlas.

            En caso que se opte por realizar actividades de aprovechamiento forestal en el plazo comprendido entre la suscripción del contrato de concesión y el inicio de la segunda zafra, el concesionario deberá ceñirse estrictamente a los términos de referencia que para tal efecto establezca el INRENA mediante Resolución Jefatural.”

            Artículo 87.- Derechos de los concesionarios

            Los titulares de concesiones forestales tienen los siguientes derechos:

            a. Al aprovechamiento de los recursos forestales maderables del área otorgada en concesión por un período de hasta 40 años renovables;

            b. Al aprovechamiento de otros recursos de flora silvestre, de servicios turísticos y de servicios ambientales dentro del área otorgada en concesión, siempre que se incluyan en el plan general de manejo forestal;

            c. A que en aquellos procesos conducidos por la Comisión de Promoción de la Inversión Privada – COPRI, les sean de aplicación todos los beneficios derivados de las normas con rango de ley aprobadas mediante Decreto Supremo Nº 059-96-PCM y demás normas reglamentarias, modificatorias y ampliatorias;

            d. A constituir hipotecas sobre el derecho de la concesión;

            e. A ceder la posición contractual del titular de la concesión; previa autorización del INRENA;

            f. A la venta de la madera en pie de acuerdo al Plan Operativo Anual aprobado por el INRENA;

            g. A acceder a la certificación forestal voluntaria;

            h. A los beneficios tributarios asignados por la legislación de inversión en la Amazonía;

            i. A la renovación automática del contrato al aprobarse la supervisión forestal quinquenal;

         j. A la reducción del derecho de aprovechamiento cuando cuenten con certificación forestal voluntaria, según lo establecido en el Artículo 340 del Reglamento;

     k. A la reducción del derecho de aprovechamiento cuando involucren proyectos integrales de extracción, transformación y comercialización, según lo establecido en el Artículo 341 del Reglamento;

            l. A detener cualquier acto de terceros que impida o limite sus derechos al área de la concesión;

       m. Al apoyo de las autoridades del INRENA, y al auxilio de la Policía Nacional para controlar y reprimir actividades ilícitas;

            n. A integrar el Comité de Gestión.

            Artículo 88.- Obligaciones del concesionario

            En el contrato de las concesiones forestales se consigna, entre otras, las siguientes obligaciones del concesionario:

            a. Cumplir con el plan general de manejo forestal, aprobado;

            b. Cumplir con el plan operativo anual (POA), aprobado;

            c. Asegurar la integridad de las áreas concedidas y mantener el régimen forestal de las mismas;

            d. Respetar las servidumbres de paso, de acuerdo a las normas del derecho común.;

            e. Presentar dentro de los treinta (30) días siguientes a la finalización del año, los informes anuales a que se refiere el Artículo 350 del presente Reglamento;

            f. Asumir el costo de las evaluaciones quinquenales a que se refiere el Artículo 351 del presente Reglamento; salvo que acredite certificación forestal voluntaria; y,

            g. Cumplir con las normas ambientales vigentes.

            Artículo 89.- Plazo de presentación del Plan Operativo Anual (POA)

            Dos meses antes de finalizar el POA en ejecución, el titular de la concesión debe presentar el POA para el período siguiente.

            Artículo 90.- Suspensión de actividades

            Si iniciadas las actividades previstas en el plan de manejo aprobado, éstas se suspendieran, el OSINFOR notificará al titular del contrato de concesión para que en el plazo máximo de ciento veinte (120) días reanude o active las labores correspondientes, vencido el cual, salvo causas de fuerza mayor, si no se han reanudado o activado los trabajos, el OSINFOR notifica al INRENA para que proceda a resolver el contrato y ejecutar la garantía a favor del Estado.

            Artículo 91.- Resolución por fuerza mayor

            En casos que por razones de fuerza mayor, debidamente comprobados, el titular de una concesión solicita dejarla sin efecto, el INRENA puede resolver el contrato siempre que el interesado haya cumplido con sus obligaciones y planes de trabajo estipulados a la fecha de la solicitud, y el pago del derecho de aprovechamiento, devolviéndole la garantía correspondiente.

            “Artículo 91A.- Causales de caducidad de la concesión

            La concesión forestal con fines maderables caduca en los siguientes casos:

            a. Por el incumplimiento de la presentación del Plan General de Manejo Forestal y/o Plan Operativo Anual, dentro de los plazos establecidos;

            b. Por el incumplimiento en la implementación del Plan General de Manejo Forestal o Plan Operativo Anual, respectivamente;

            c. Por no subsanar dentro de los plazos señalados por el INRENA, los requerimientos o las observaciones que se hubieren notificado respecto del incumplimiento de las obligaciones contractuales y/o de la legislación aplicable;

            d. Por el no pago del  derecho de aprovechamiento dentro de los plazos establecidos;

            e. Extracción fuera de los límites de la concesión;

            f. Por propiciar la extracción ilegal de especies maderables a través de terceros;

            g. Por incurrir en delito o falta que implique grave riesgo o cause severos perjuicios al ambiente y la biodiversidad.

            h. Por la renuncia al derecho de concesión solicitada por el titular del contrato de concesión.

            La declaración de caducidad de los derechos de concesión forestal con fines maderables, no exime a los titulares de los mismos, de las responsabilidades civiles, administrativas o penales a que hubiere lugar, hasta que el área materia del contrato de concesión haya sido inspeccionada por la autoridad competente y se proceda a su entrega.

            La caducidad será declarada mediante Resolución de Intendencia, emitida por la Intendencia Forestal y de Fauna Silvestre del INRENA. Para el caso de las causales señaladas en los literales a), b), c) y g), previa a la declaración de caducidad éstas serán materia de evaluación por parte de la Intendencia Forestal y de Fauna Silvestre, de acuerdo al procedimiento que se establezca, a fin de determinar si la naturaleza de las mismas ameritan la declaración de la caducidad de la concesión; en tanto que las causales señaladas en los numerales d), e) y f), conllevarán automáticamente a la declaración de caducidad de la concesión.

            El procedimiento de caducidad será establecido mediante Resolución Jefatural del INRENA.” (*)

(*) Artículo 91A, incorporado por el Artículo 2 del Decreto Supremo N° 029-2004-AG, publicado el 06-08-2004.

            Artículo 92.- Mejoras

            Las mejoras que introduzca el titular de la concesión para llevar a cabo el plan de manejo forestal quedan en beneficio del Estado al término de la misma, sin lugar a compensación alguna,

            Artículo 93.- Mantenimiento de caminos

            Los caminos que se construyan en el área de una concesión y que están afectos a servidumbre a favor de otras concesiones, compromete a los titulares a contribuir proporcionalmente a su mantenimiento y conservación.

            Artículo 94.- Exclusiones

            En las áreas otorgadas en concesiones forestales no se pueden incluir para la extracción de madera, las islas ni los bordes de los ríos hasta de tercer orden, en una distancia de cincuenta (50) metros a partir de cada orilla.

            Artículo 95.- Plan de Manejo consolidado

            Los titulares de concesiones forestales con fines maderables colindantes, pueden efectuar la consolidación de los respectivos planes de manejo con la finalidad de optimizar el aprovechamiento sostenible de los recursos forestales del área.

            Artículo 96.- Renovación del Plazo de las Concesiones Forestales con Fines Maderables

            El INRENA a solicitud del titular de una concesión forestal con fines maderables, prorroga automáticamente por cinco (5) años el plazo de la misma, siempre que el informe de supervisión quinquenal aprobado por el OSINFOR, contenga opinión favorable a la procedencia de la prórroga. Las partes suscriben una adenda del contrato original, en la que se establece la renovación del plazo del contrato.

            Artículo 97.- Venta de vuelo forestal a pequeños extractores calificados

            97.1 Alcance.

            En casos debidamente fundamentados, en los bosques de producción permanente, las bases de subasta o concurso según corresponda, podrán establecer que las concesiones de determinadas unidades de aprovechamiento se otorgan con la finalidad de ser manejadas para venta de vuelo forestal a pequeños extractores forestales calificados.

            97.2 Responsabilidad del titular.

            El titular de la concesión a que se refiere el Artículo anterior es responsable de la elaboración y ejecución del plan general de manejo forestal y de los planes operativos anuales, debiendo vender árboles en pie, debidamente marcados, dentro de las áreas de corta anual que establezca el plan, para ser aprovechados por los pequeños extractores.

            97.3 Calificación de extractores.

            La convocatoria a la subasta o concurso establece los criterios de calificación de los pequeños extractores para estas unidades de aprovechamiento.

            97.4 Reglamentación específica

            El INRENA elabora la reglamentación específica para la aplicación de este Artículo, la que se aprueba por Resolución Suprema refrendada por el Ministro de Agricultura.

Descarga la norma: Aprueban el Reglamento de la Ley Forestal y de Fauna Silvestre DS 014-2001-AG